“Reflejo Actoral” (2018) de Macarena Aguiló: un viaje de 50 años por el cine chileno

‘Reflejo Actoral’ es el nombre del documental dirigido por Macarena Aguiló que será estrenado en la 19ª versión del Festival Internacional de Cine de Lebu, CINELEBU. De 120 minutos de duración, trata de catorce actores que son convocados a mirar películas en las que participaron a lo largo de sus largas carreras.

Con profesionales de la talla de Patricia Guzmán, Liliana Ross, Tomás Vidiella, Eduardo Barril y otros diez, sus recuerdos van sumergiendo al espectador en un imborrable viaje por 50 años del cine chileno, mientras que sus protagonistas reflexionan a partir de sus experiencias y reflexiones sobre qué es actuar.

“Este trabajo nace a partir de la experiencia de Chileactores de haber hecho el libro ABC Diario Actoral 1 que hicieron hace 2 años”, asegura la directora del documental, Macarena Aguiló. “El libro tiene más de 14 entrevistas junto a una sesión de fotos, y corresponde a la historia de la vida de cada uno de ellos, y por las entrevistas, quedó material de registro y surgió la idea de agregar al segundo libro un trabajo audiovisual con este trabajo”, agrega.

Según Aguiló, la propuesta para el documental fue que “fuera un viaje por el material cinematográfico en que hubieran participado estos 14 actores, entendiendo que no todos tenían la misma cantidad de obras, pero ya que era material audiovisual tenía que ser sobre su trabajo en pantalla”.

La directora comenta que ‘Reflejo Actoral’ permite hacer un viaje por el cine chileno, una especie de catastro, con actores que actuaron en los 60, previo a la dictadura, muchos de ellos marcado por esa coyuntura por significarles un quiebre en su vida personal y profesional. “Me interesa mucho el rescate patrimonial del cine chileno de los 60, 70, 80 y 90, porque se exhibe poco y no se conoce como debería”, esgrime Aguiló.

El documental hace una reflexión sobre qué era para ellos actuar, cómo definen esa vida, cómo sienten sus principales input. “No es un documental hecho necesariamente  pensando en exhibirlo en pantalla grande, sino un material complementario al libro, pero también son independientes, y es muy luminador de lo que ha sido el cine chileno entre los 60 y 90”, indica la directora.

Finalmente, Aguiló define el trabajo como “enriquecedor porque implica pensar que esto es registro patrimonial de una época, es un archivo de un Chile, la posibilidad de ver a un país”.

——————————————————————————————————————————————————–





Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *