CRÍTICA: “Darkest Hour” (2017) de Joe Wright, batallas de un hombre de Estado

Drama ambientado en 1940, cuando Winston Churchill (Gary Oldman) se convierte en primer ministro británico en un momento realmente crucial de la Segunda Guerra Mundial, pues los nazis avanzan imparables conquistando prácticamente la totalidad del continente europeo y amenazando con una invasión a Inglaterra. Churchill deberá entonces explorar la posibilidad de un tratado de paz con Alemania, o ser fiel a sus ideales y luchar por la liberación de Europa.

——————————————————————————————————————————————————–

‘Darkest Hour’ llega en el momento preciso a darnos un vistazo dentro de la vida de Winston Churchill, durante sus primeros momentos como Primer Ministro del Reino Unido. Específicamente, la película transcurre desde el momento en que se convierte en Primer Ministro hasta que deciden hacerle frente a la Alemania nazi de Hitler. Churchill no se deja amedrentar por nadie, ya sea por Hitler como por sus propios compatriotas, a pesar de que su gobierno se encuentra en su peor momento: su hora más oscura. El director, Joe Wright (‘Pride and Prejudice’, ‘Hanna’), nos trae a este momento en la historia en un momento muy apropiado para su propia película.

El espectador que se interesa en esta temática probablemente también está viendo ‘The Crown’, la galardonada serie de Netflix que sigue la vida de la Reina Elizabeth II. En la primera temporada de la serie nos encontramos con Churchill, representado por John Lithgow, quien se enfocó mas que nada en la personalidad testaruda y dominante del Primer Ministro. Por otro lado, el espectador probablemente ha visto ‘Dunkirk’, la intensa película de guerra de Christopher Nolan que describe el punto de quiebre de la Segunda Guerra Mundial, a través de los sucesos en la playa de Dunkirk. Con una contextualización así, ‘Darkest Hour’ se da el lujo de indagar en un momento mucho más íntimo, más reflexivo y limitado de lo que significó para Churchill tomar el mando ante las peores circunstancias.

Y nadie puede haberle dado más complejidad y carácter a Churchill que Gary Oldman (‘Leon’, ‘The Fifth Element’). En primera instancia, Oldman pareciera ser una elección extraña, especialmente considerando que físicamente no se parece en nada al Primer Ministro. Pero gracias a los excelentes artistas detrás de su maquillaje, prostéticos y vestuario, Oldman desaparece ante nuestros ojos y se transforma en Churchill tanto por dentro como por fuera. Es realmente mágica la forma en que Oldman se desprende totalmente de sí mismo, y adopta al Primer Ministro como parte de su identidad. Su impecable actuación es en definitiva la fuerza que lleva la película, y se ajusta perfectamente con la narrativa personal que buscaban representar.

Por otro lado, la película tiene un carácter tan enfocado en Churchill, que otros personajes que fueron incorporados a la historia, como el de su secretaria interpretada por Lily James (‘Cinderella’, ‘Baby Driver’) no sólo pasan a segundo plano, sino que quedan en el olvido y pierden su razón para formar parte de la película. Además de esto, la cinta puede llegar a ser lenta en momentos de tensión, quitando algo del nerviosismo que podría haberse producido en el espectador. Sin embargo, los discursos de Churchill son tan eficientes a través de Gary Oldman, que resultaría tremendamente difícil no emocionarse.

——————————————————————————————————————————————————–
8-stars
——————————————————————————————————————————————————–

Ficha Técnica:
Reino Unido, 2017, 125 min.
Título Original: “Darkest Hour”.
Director: Joe Wright.
Guion: Anthony McCarten.
Reparto: Gary Oldman, Ben Mendelsohn, Kristin Scott Thomas, Lily James, Stephen Dillane, Richard Lumsden, Philip Martin Brown, Brian Pettifer, Tom Ashley, Jordan Waller.


——————————————————————————————————————————————————–





Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *