CRÍTICA: “Little Men” (2016) de Ira Sachs, esa constante reconstrucción del amor

Brooklyn, verano. Jake acaba de mudarse con sus padres a la casa de su abuelo. Desde hace años, la madre de un chico del bloque llamado Tony alquila la tienda de abajo. Ambos tienen trece años y descubrirán que son muy parecidos: les gusta el arte, los videojuegos y las chicas. Sin embargo sus padres resultan no llevarse tan bien entre ellos, ya que empiezan una disputa por el alquiler de la tienda que pondrá en cuestión la amistad de los niños.

——————————————————————————————————————————————————–

Esta es la historia de dos adolescentes que comienzan a comprender el mundo adulto que se les avecina. El relato de un matrimonio tranquilo y de una vecina acostumbrada a la rutina entre costuras que su negocio de moda le impone. Es la travesía del diario vivir, ese camino de alegrías, amarguras, comienzos y finales. ‘Por Siempre Amigos’ (titulada en inglés ‘Little Men’, lo que da mucho más sentido que su nombre en español) es un film que se construye bajo el drama de la vida misma, dejando fluir a sus personajes frente a cámara y evolucionar mediante las conexiones ganadas o perdidas de su cotidianidad. Sin ningún giro imprevisto en el guión o un ritmo trepidante como el de las mega producciones de Hollywood, lo dirigido por Ira Sachs (‘Love is Strange’, ‘Keep the lights on’) es una película íntima, llena de sutilezas y de esos pequeños momentos que pueden llegar a marcar para siempre la vida de individuos en tránsito.

Brian (Greg Kinnear) es un actor que aún no logra asentarse en su profesión, trabajando en obras de teatro donde poco y nada le pagan. Está casado con Kathy (Jennifer Ehle), una psicoterapeuta exitosa que logra mantener a la familia económicamente a flote. Su hijo Jake (Theo Taplitz) es un chico introvertido al que le gusta dibujar. La rutina de ellos se ve interrumpida por la muerte del padre de Brian, ocasionando que la familia se mude a la casa del difunto para así abaratar costos. Es allí donde Jake conoce a Tony (Michael Barbieri), un extrovertido muchacho de su misma edad, y a su madre Leonor (Paulina García), una chilena que arrienda el negocio que está al lado de su casa y que le pertenecía a su abuelo. La vida de ellos se cruza y se enreda bajo la presión de la tarifa del arriendo del local y el inminente desalojo que pone en jaque la amistad de los dos adolescentes.

‘Little Men’ es un relato sobre el amor en todas sus formas, sin caer en cursilerías y lugares comunes. El guión fluye con la misma naturalidad que sus personajes, los cuales se enfrentan a la muerte, la adultez, la fortaleza y debilidad de los lazos afectivos y, por sobre todo, a las pasiones. Paulina García brilla como Leonor, una mujer atrapada en otra época, esa donde la lealtad de barrio, vida de comunidad y pequeños negocios locales son fundamentales. Aunque sabe que la tienda de ropa está en decadencia, se niega a cambiar de rubro y más aún de pagar una cifra mayor por el arriendo del lugar, ya que siente que los lazos que la unían con el antiguo dueño son más verdaderos que los que cosechó el hijo con su padre. Leonor es potente en miradas y pequeños gestos; Paulina García construye un personaje tan complejo como cualquier ser humano puede llegar a ser, sobrecogiendo al espectador con una íntima escena de llanto de la actriz y el joven Michael Barbieri.

Tony es popular en el colegio, juega al fútbol con sus amigos en el barrio y está determinado a ser actor y entrar a una prestigiosa escuela para lograrlo. Por otro lado, Jake es más frágil y se ve atrapado por el magnetismo de su amigo, el que lo motiva a seguir dibujando y el imponerse la meta de asistir a la misma escuela artística de ensueño. Con Tony va a fiestas, a clases de improvisación y recorre las calles en patines. Le gusta tanto estar con él como agarrar un lápiz y soltar su imaginación en un dibujo. De esta forma Jake descubre lo que es amar por primera vez, ese sentimiento arrebatador que construye, evoluciona y perdura. ‘Little Men’ retrata el momento en que estos dos jóvenes se descubren, acercan y florecen, lejos de la tensión sexual que abunda en esa crucial época de cambios y decisiones. Como bien nos dice su guión, en una preciosa y excelentemente actuada escena de Brian con su hijo, muchas veces amar es también dejar ir, permitir que el sentimiento fluya y alejarlo del desgaste. Un consejo no solo para afrontar la distancia de una amistad, sino también los vaivenes de la vida familiar, escolar y profesional.

Brian llora a escondidas la partida de su padre, el mismo cuyas expectativas jamás llegó a llenar. Lo mismo pasa con Leonor y el quiebre de una precaria rutina que la mantenía a flote en un país extranjero. Jake y Tony no le hablan a sus padres como protesta por el enfrentamiento. Y Kathy intenta mediar entre ellos, pero tratar a la familia y seres cercanos no es lo mismo que buscar soluciones a la vida de sus pacientes. ‘Little Men’ es un íntimo viaje por las tribulaciones de personajes contenidos, cada uno intentando convencerse de que sus decisiones y actos son justos y los acerca un poco más a la felicidad deseada, a ese pequeño refugio/paraíso en que los lazos afectivos se pueden convertir. Pero detrás de esas interacciones también hay desolación, la misma que lleva a Jake a recorrer las conocidas calles del barrio en busca de Tony y la que le permite no solo recobrar la cercanía con sus padres, sino que también su pasión por dibujar.

Ira Sachs retrata la vida de un pequeño hombre que sobrevive el día a día en el umbral de la adultez. Es un film sobre los cambios, pero por sobre todo de la pureza de los sentimientos y aspiraciones. ‘Little Men’ sale victoriosa gracias a las mínimas pero significativas anécdotas que componen su relato y las potentes actuaciones de todos los personajes que habitan su universo. Aunque transcurre en Estados Unidos, las temáticas planteadas son tan universales como los aparentemente insignificantes sobresaltos de la vida cotidiana. Porque el amor es un ciclo de constante reconstrucción, tolerancia y descubrimiento.

——————————————————————————————————————————————————–
8-stars
——————————————————————————————————————————————————–

Ficha Técnica:
Francia, 2016, 85 min.
Título Original: “Little Men”.
Director: Ira Sachs.
Guion: Ira Sachs y Mauricio Zacharias.
Reparto: Theo Taplitz, Michael Barbieri, Greg Kinnear, Jennifer Ehle, Paulina García, Alfred Molina, Talia Balsam, Mauricio Bustamante, Stan Carp.


——————————————————————————————————————————————————–





Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *