CRÍTICA: «Si Dios Quiere» (2015) de Edoardo Falcone, ciencia y religión se enfrentan a la italiana

SDQ-afiche

Tommaso, un cardiólogo de prestigio, es un hombre de firmes creencias ateas y liberales. Está casado y tiene dos hijos. Uno de ellos, Andrea, prometedor estudiante de medicina, revoluciona a la familia cuando les anuncia que quiere hacerse cura. 

Con los elementos clásicos de una comedia, la ópera prima del italiano Edoardo Falcone, expone una temática seria de forma hilarante e inteligente, llena de ironías y certezas que bombardean al espectador durante todo el filme, transcurriendo con energía y sin descanso, algo envidiable para muchas producciones.

La película muestra a Tommaso (Marco Giallini), un reputado cirujano cardiovascular que destaca tanto por sus conocimientos médicos como por su particular forma de ser y su relación con el mundo que lo rodea: su familia y colegas. Si bien el médico destaca por su destreza en el quirófano, también es reconocido por no tener creencia alguna y por decir las cosas de frente; tanto, que ya a los pocos minutos de transcurrida la cinta se convierte en un ser poco querible aún cuando esa misma franqueza cause más de una risa.

SDQ1

El conflicto se genera cuando el facultativo se entera de que su hijo Andrea (Enrico Oetiker) -el único que a su juicio tiene alguna posibilidad en la vida, pues de su esposa Carla (Laura Morante) y su hija Bianca (Ilaria Spada), no tiene ni un comentario- decide retirarse de la carrera de medicina, y por ende, olvidarse de la idea de seguir los pasos de su padre, para volverse al catolicismo haciéndose sacerdote.

La decisión le revuelve el estómago a Tommaso, quien decide averiguar a como dé lugar quién es el culpable de aquel “lavado de cerebro”. Para lograr su objetivo pide ayuda a Gianni (Edoardo Pesce), su yerno y a quien -claro- también considera un don nadie- y juntos llegan a Don Pietro (Alessandro Gassman), el personaje que traerá la armonía que necesita el médico. Un equilibrio que no sólo sufrirá el protagonista, sino la gran mayoría de los personajes, quienes involucrados o no con la idea principal, irán mutando y con esto ofreciendo al espectador, entretenidas escenas como la extraña metamorfosis que sufre Bianca en torno a la religión.

SDQ2

El resto es una invitación a disfrutar, reír y por qué no, también reflexionar y hacerse parte de la transformación de Tommaso y su familia, la que incluso invita a interiorizarse en la religión, la homosexualidad y ciertos valores familiares, temas planteados de manera respetuosa, pero siempre con una interesante carga de comicidad.

En ‘Si Dios quiere’, se entrelazan junto con la historia central, variadas temáticas y clichés que son puestos por Falcone estratégicamente a medida que se va desarrollando la trama. De esta forma, en toda ella se pueden encontrar ciertas críticas y caricaturas que se muestran honestas y no forzadas, además de reforzar la eterna pregunta: ¿es el destino o (un) Dios?

——————————————————————————————————————————————————–
7-stars
——————————————————————————————————————————————————–

Ficha Técnica:
Italia, 2015, 87 min.
Título Original: “Se Dio vuole”.
Director: Edoardo Falcone.
Guion: Edoardo Falcone y Marco Martani.
Reparto: Marco Giallini, Alessandro Gassman, Laura Morante, Ilaria Spada, Edoardo Pesce, Enrico Oetiker, Carlo De Ruggeri, Giuseppina Cervizzi, Alex Cendrom, Fabrizio Giannini, Silvia Munguia.

——————————————————————————————————————————————————–





Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *