CRÍTICA: «11-11-11» (2011) de Darren Lynn Bousmann, el poder de los números

pic-of-11-11-11-06

Desde hace algunos años, Hollywood nos viene invadiendo con películas de corte profético-apocalípticas, aunque «La Profecía del 11-11-11», dirigido por Darren Lynn Bousmann (El Juego del miedo II, III, IV),  más que tratarse del fin del mundo y sucesos que afectan a nivel mundial, hace hincapié al esoterismo, la cabalística y la numerología, involucrando el juego de números 11-11-11 en la vida y en las creencias de una persona.

En este caso, la historia narra la vida del famoso escritor Joseph Crone (Thimoty Gibbs), un individuo ateo, incrédulo y poseedor de miles de seguidores alrededor del mundo gracias a sus libros; sin embargo, a pesar del éxito, Crone, noche tras noche, vive constantemente con pesadillas sobre la muerte de su hijo y esposa. De un momento a otro, se da cuenta que el número once comienza a aparecer de forma constante en su vida, hecho que motiva a Crone a indagar en el mundo del esoterismo numérico, trayendo consigo que su vida empiece a dar un giro, sobre todo cuando realiza un viaje a Barcelona para ver a su padre, quien se encuentra en sus últimos días de vida, y a su hermano: un profeta “minusválido” llamado Samuel (Michael Landes).

11-11-11-movie-still-crash-scene

A medida que transcurre el film, acercándose a la fecha del 11 de noviembre, la cinta va adquiriendo fuerza gracias a relatos y conversaciones que van presentando a los personajes y que permiten una mejor comprensión de la trama, conectando las piezas necesarias (como un puzzle) al final de ésta; aunque en sí, la película sea lineal y fácil de entender.

Se observa un buen trabajo con los protagonistas de la historia, mucha psicología, con personajes desorientados, perdidos, misteriosos y mentirosos. En tanto, la puesta en escena conseguida, crea la atmósfera necesaria para que el espectador se adentre en el mundo sombrío que afecta a Crone: pasajes antiguos, una gran casa arcaica y bibliotecas de terror. Quizás algo que juega en contra -pero sin empañar el resto- es la acción de los monjes, que aparecen y desaparecen, sin mayor comprensión: ¿acaso eran alucinaciones de Crone? ¿Eran personas reales? ¿Qué sentido tienen aparecer y desaparecer de escena como si se paseara en la clásica Casa del Terror?

11-11-11_10

«La Profecía del 11-11-11» es una película con más altos que bajos, que mantiene expectante al público y recomendable para los fanáticos del género, aunque no faltará quien diga: “¡ah qué final más obvio, qué aburrido!”. Independiente de ese clásico comentario, el film es intrigante, rápido e interesante. La Profecía del 11-11-11, no es «El Exorcista» de William Friedkin ni «La Profecía» de Richard Donner, pero a estas alturas no podemos esperar que todas las películas del género sean siempre como las anteriormente nombradas, ¿no?

Ahora bien, y de forma independiente al film podríamos hacernos la siguiente reflexión: ¿Qué tendrá el número once? ¿Un simple número tendrá el “poder” necesario  para influir en la realidad y en varios acontecimientos a nivel mundial? Basta con revisar algunos sucesos en los cuales el número once formó parte, entre ellos: el ataque a las Torres Gemelas el 11 de septiembre de 2001, suceso también conocido como 9-11; el ataque al metro de Madrid el 11 de marzo de 2004, suceso conocido como 11-M; el Golpe de Estado en Chile, ocurrido un 11 de septiembre de 1973; el mega terremoto de Japón ocurrido el 11 de marzo de 2011; el intento de Golpe de Estado en Venezuela el 11 de abril de 2002… ¿Paranoia? ¿Realidad? Decida usted mismo.

——————————————————————————————————————————————————–
6-stars
——————————————————————————————————————————————————–

Ficha Técnica:
EEUU, 2011, 92 min.
Título Original: “11-11-11”.
Director: Darren Lynn Bousman.
Guión: Darren Lynn Bousman.
Reparto: Timothy Gibbs, Michael Landes, Denis Rafter, Wendy Glenn, Lluís Soler, Brendan Price, Lolo Herrero, Montserrat Alcoverro, Benjamin Cook.

——————————————————————————————————————————————————–





Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *